Director del SII explica a diputados consecuencias de la Reforma Tributaria en materia de evasión

El director del Servicio y sus asesores informaron sobre la aplicación de modificaciones que afectan a las transferencias entre partes relacionadas, así como la homologación del tratamiento tributario vigente para las sociedades anónimas a las sociedades de personas, entre otras materias.

El director del SII, Julio Pereira, sostuvo que el proyecto mantiene la columna del sistema impositivo chileno, al tiempo que introduce normas de ordenamiento y otras que buscan corregir algunos vacíos que pueden ser aprovechados para evasión tributaria por parte de las empresas.

Informó que, en materia de transferencias o transacciones entre partes relacionadas (por ejemplo aportes de capital que una empresa extranjera realice a una filial presente en Chile), se buscará que se respeten los justos valores. En esta línea, acotó, el SII podrá cuestionar la aplicación de tasas superiores o inferiores a las del mercado y será deber del contribuyente probar que la tasación se ajustó a dichos cánones.

Resaltó a los diputados que el Servicio está creando un departamento especializado para analizar este tipo de transacciones, con profesionales de primera línea, y que se espera incorporar a las arcas del Estado, cuando el sistema esté en régimen (2015-2016), cerca de US$ 100 millones sólo por efecto de esta nueva facultad.

Otro tema será dar una solución al tratamiento de la amortización de los intangibles en las fusiones o adquisiciones de bienes. Se explicó que hoy no hay una fórmula que de cuenta del mayor costo cancelado por un bien (por ejemplo una panadería), cuando éste está asociado a un valor intangible no cuantificable como gasto (clientela cautiva).

Se especificó que, para estos casos, el sistema exigirá una identificación del valor de mercado de los bienes o artículos subyacentes adquiridos, que se considerarán para efectos contables como gasto, y el diferencial del pago, que daría cuenta del valor intangible, podrá ser amortiguado o considerado como ingreso en hasta 10 ejercicios (activo intangible que se deprecia en 10 años).

Pereira señaló que también se avanza en la homologación del tratamiento tributario que se tiene para las sociedades anónimas a las sociedades de personas en áreas tales como los retiros en exceso.

Según se precisó durante la sesión, si los recursos son reinvertidos no habrá necesidad de pagar impuestos, pero si el flujo sale de la sociedad se deberá cumplir con la obligación tributaria, tal como lo hacen hoy las sociedades anónimas. Por efecto de esta norma se espera recaudar hacia el año 2015 cerca de US$ 500 millones dólares.

Finalmente, Julio Pereira indicó que otro tipo de situación que se corrige es ampliar el concepto de renta de fuente chilena y también la posibilidad de tasar las reorganizaciones empresariales que involucren establecimientos permanentes, tales como agencias o sociedades anónimas extranjeras.

(Fuente: Cámara de Diputados)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: