Quieren perfeccionar medidas cautelares y sanciones para quienes porten armas ilegales

Una serie de ideas para perfeccionar las medidas cautelares y sanciones a quienes portan armas ilegales, y a quienes las entregan a menores de edad, buscan incorporar los senadores de la Comisión de Defensa al proyecto que modifica la ley de Control de Armas y el Código Procesal Penal.

Así lo manifestaron luego de recibir a representantes de la Dirección General de Movilizaciones y de Carabineros, que expusieron sus puntos de vista ante la instancia.

El senador José Antonio Gómez sostuvo que, por ejemplo, el proyecto no resuelve el problema respecto de los menores de edad.

«Hay que sancionar drásticamente con penas mayores a aquellos delincuentes que le entregan armas a los menores para cometer delitos», indicó, apuntando que la iniciativa, en cambio, «aplica una sanción mayor a los padres que tienen armas y que son ocupadas por los hijos».

A juicio del parlamentario, «eso no tiene que ver con actos delictuales, tiene que ver con otras normas  que deben ser modificadas en el Código Penal o en Código procesal Penal».

Para el senador Gómez, es necesario «incorporar al Ejecutivo que no ha estado presente y establecer criterios de fondo en esta discusión», ya que «no basta con las definiciones de cambio en ciertos artículos de la ley de control de armas».

Recalcó que «aquí hay 500 mil chilenos que tienen armas inscritas y que están sometidos a una serie de situaciones que ni siquiera conocen, como por ejemplo, el no tener el arma en su casa le significa multa. Creo que el tema hay que resolverlo con mayor profundidad que simplemente cambiar las normas respecto de ciertas multas y penalidades como está planteado en este proyecto».

Por su parte, el presidente de la Comisión, senador Víctor Pérez destacó una propuesta de la policía uniformada en relación a «entregarle facultades a los juzgados de familia para que puedan dictaminar medidas  cautelares de la ley de control de armas directamente».

Ello, considerando que «muchas veces estos tribunales conocen situaciones de violencia intrafamiliar, hechos de violencia y si uno de los cónyuges tiene inscrito a su nombre un arma, podría tomarse la medida cautelar para suspender esa inscripción o para impedir que esa persona pueda adquirir legalmente un arma».

Respecto a las multas, el senador Pérez sostuvo que «como muchas veces la infracción a la ley de control de armas está asociada a un proceso  criminal y ese proceso dura años, la multa se transforma en algo intrascendente, por lo tanto también hay que buscar un perfeccionamiento para que una vez que se infrinja la ley de control de armas, la persona tenga per se una multa que deba cancelar y que corra esto paralelo al proceso penal mismo».

Subrayó que «si uno tiene un arma ilegal o hechiza, eso de por sí es un delito que está establecido en nuestra legislación y forma parte de la persecución criminal que deben hacer los diversos organismos del Estado», añadiendo que «incluso el uso de armas legalmente inscritas sin que se usen en legítima defensa, puede ser un agravante».

(Fuente: Senado)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: