Moción aumenta las sanciones a los empleadores que no paguen las cotizaciones previsionales

TRABAJADORES DEL COBRELos parlamentarios reconocen que aún es posible encontrar en la actualidad situaciones de no pago de las cotizaciones previsionales de los trabajadores por parte de sus empleadores tanto privados como públicos.

Entre los variados perjuicios que esta situación permanentemente denunciada ocasiona a los trabajadores de Chile, alguno de los más preocupantes es que las Isapres no brindan cobertura a las necesidades de salud de los trabajadores, a veces incluso, existiendo graves condiciones o eminente riesgo del bienestar de éstos.

Sin embargo, y pese a los perjuicios que todo esto significa para los trabajadores con ocasión del incumplimiento de las obligaciones legales respecto de los empleadores, a éstos últimos no se les aplica ninguna sanción, salvo, cuando el propio trabajador inicia las acciones pertinentes.

De este modo, el proyecto  modifica la Ley 17.322 sobre Normas para la Cobranza Judicial de Cotizaciones, Aportes y Multas de las Instituciones de Seguridad estableciendo que cuando el juez constate y califique en forma incidental, en el mismo proceso y mediante resolución fundada, que la institución de previsión o seguridad social actuó negligentemente en el cobro judicial de las cotizaciones previsionales o de seguridad social y esta situación ha originado un perjuicio previsional directo al trabajador, ordenará que entere en el fondo respectivo, el monto total de la deuda que se dejó de cobrar, con los reajustes e intereses asociados a ella.

El juez ordenará además pagar una multa a beneficio fiscal desde 80 UTM por cada trabajador perjudicado por la acción negligente, sin perjuicio de la facultad de la institución de previsión o seguridad social de repetir en contra del empleador deudor.

Se establece además que el empleador que no consigne la totalidad de las sumas descontadas o que debió descontar de la remuneración de sus trabajadores y sus reajustes e intereses penales, dentro del término de quince días, contado desde la fecha del requerimiento de pago si no opuso excepciones, o desde la fecha de la notificación de la sentencia de primera instancia que niegue lugar a ellas, será sancionado con el pago de multa y apremiado con arresto, desde tres hasta seis meses.

(Fuente: Diputados)

Consulte tramitación del Proyecto de Ley, boletín 9150

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: