Corte Suprema confirma fallo y ordena a casino de Valdivia pagar millonario premio

CorteSupremaChileLa Corte  Suprema  ratificó resolución de la Corte de Apelaciones de Valdivia que acogió un recurso de protección presentado en contra del casino Dreams de la ciudad por no pagar un millonario premio.

En fallo unánime (causa rol 15261-2014), la Tercera Sala –conformada por los ministros  Rubén Ballesteros, Rosa Egnem y María Eugenia Sandoval; además de los abogados Arnaldo Gorziglia y Luis Bates- ratificó en todas sus partes la sentencia que acogió la acción cautelar presentada por Marcelo Zamorano Palma, quien son recibió el pago de un premio por $78.500.000 (setenta y ocho millones quinientos mil pesos) obtenido en el centro de juegos.

La sentencia del tribunal de alzada de la Región de Los Ríos determinó que el casino Dreams de Valdivia vulneró los derechos constitucionales de igualdad ante la ley (artículo 19 Nº3 de la Constitución) y derecho a la propiedad (artículo 19 Nº24 de la Constitución) al negarse, injustificadamente, a pagar el monto que ganó el demandante el  20 de marzo de 2014.

«Que esta Corte, determina que la discusión sobre la procedencia del pago o no del monto adeudado, corresponde que sea conocida por los jueces del fondo, ya que nos encontramos frente a un contrato de juego de azar, discutiéndose si la recurrida ha incumplido su obligación de pagar la suma de dinero, lo que no puede ser resuelta en esta sede, ya que esta tiene por finalidad restablecer el imperio del derecho, debido a la privación, perturbación o amenaza de un derecho, discutiéndose en el caso sublite la procedencia del pago, ya que el recurrido al alegar que existe una vulneración de normas reglamentarias en la obtención del premio, deberá probar en sede civil tal alegación, sin que por tanto nos encontremos frente a la existencia de un derecho indubitado referente al monto solicitado», sostiene el fallo de la Corte de Valdivia.

Resolución que agrega: «Ha existido una actuación arbitraria por parte del recurrido, en que ha conculcado la garantía constitucional del derecho de propiedad, ya que sin perjuicio de la discusión de fondo, el Casino entregó un cheque nominativo, el que no pudo ser cobrado por el actor, y la recurrida ante lo expuesto por el recurrente de no haber podido pagarse por el Banco, le señaló que iba a cambiar el cheque, lo que no se produjo, justificando su actuar, pero sin devolver el cheque anteriormente devuelto por el actor, que ya había sido transferido, operando el modo de adquirir tradición referente a una cosa mueble, constituyéndose un derecho real sobre tal documento, sin perjuicio de las medidas que la recurrida puede efectuar para impedir que se pague dicho título de crédito».

(Fuente: Poder Judicial)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: