Corte de Santiago confirma fallo y ordena al Fisco indemnizar por deficiente investigación del Ministerio Público

corte-apelaciones-santiagoLa Corte de Apelaciones de Santiago confirmó la sentencia de primera instancia que condenó al Estado de Chile a pagar la suma de $30.000.000 (treinta millones de pesos) a imputado que fue absuelto en un juicio oral, en junio de 2004, causa que fue investigada por más de un año por el Ministerio Público.

En fallo unánime (causa rol 3950-2015), la Tercera Sala del tribunal de alzada -integrada por los ministros Manuel Antonio Valderrama, Gloria Solís y el abogado (i) Mauricio Decap- ratificó en todas sus partes y sin modificaciones la sentencia que ordenó el pago indemnizatorio a Marcelo Meriño Aravena.

La sentencia de primera instancia (causa rol 12121-2007), dictada por la jueza del Primer Juzgado Civil de Santiago, Marcela Solar Echeverría, determinó la responsabilidad del fisco en la falta de diligencia de organismo persecutor al conducir la investigación.

«Que, al respecto se debe establecer que la responsabilidad del Estado, de la cual el actor hace nacer su acción indemnizatoria, dice relación con el artículo 5 de la Ley Orgánica Constitucional del Ministerio Público, ya aludido en esta sentencia, y no de la falta de servicio que se consagra en la Ley de Bases de la Administración del Estado, por cuanto ese sólo fundamento, basta para rechazar la excepción opuesta por el Fisco de Chile, habida cuenta que no fue motivo o fundamento jurídico de la acción de autos, las normas de responsabilidad que se contemplan en dicha ley. Que, se debe agregar que los términos en que se encuentra redactado el artículo 5 de la Ley 19.640, no cabe otra interpretación más que la responsabilidad del Estado en los hechos aludidos en el precepto legal, son de carácter objetivo, habida consideración que el legislador consigno que «El Estado será responsable por las conductas injustificadamente erróneas o arbitrarias del Ministerio Público», sin expresar que ellas fuesen realizadas con dolo o culpa de sus agentes, haciendo sólo mención a estos elementos de responsabilidad en lo que dice relación con la facultad del Fisco de Chile de repetir en contra de los funcionarios de dicho órgano persecutor, pero liberando a la posible víctima de un error arbitrario o ilegal de la carga de acreditar tales circunstancias, lo que en definitiva, conlleva a establecer que acreditándose por el actor el hecho o circunstancia de no haber cumplido la demandada con el principio de objetividad que regula a las fiscalías, nacerá la obligación de indemnizar a la parte, quedando entonces, sujeto a un régimen de responsabilidad objetivo y no subjetivo como aquél a que hace referencia el artículo 2314 y siguientes del Código Civil», sostiene el fallo de primera instancia.

(Fuente: Poder Judicial)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: