Corte Suprema acoge recursos de nulidad y dicta absolución en cuatro casos de microtráfico por no determinar pureza de la droga

Corte suprema 1La Corte Suprema acogió cuatro recursos de nulidad y dictó la absolución de los condenados en primera instancia por microtráfico al no determinarse científicamente en juicio la composición, grado de pureza y peligrosidad de la droga incautada, como establece la ley.

En dos de los fallos (causas roles 8653-2015 y 8655-2015), la Segunda Sala del máximo tribunal del país –integrada por los ministros Hugo Dolmestch, Carlos Künsemüller, Haroldo Brito y los abogados (i) Jaime Rodríguez y Arturo Prado– anuló los juicios y las condenas dictadas por los tribunales orales de Concepción y de Cañete, respectivamente, en contra de Jeanette Sepúlveda Carrasco, de 61 días de presidio remitido, y contra Carlos Bahamondes Fica, 541 días de presidio remitido, imputados por el delito de microtráfico de pasta base de cocaína.

En ambos casos, las resoluciones se adoptaron con los votos en contra del ministro Brito y del abogado Prado, quienes estuvieron por rechazar los recursos y mantener las condenas por considerar que la determinación de la pureza de la droga no era necesaria.

En un tercer caso (causa rol 8810-2015) Sala Segunda –integrada por los ministros Milton Juica, Hugo Dolmestch, Carlos Künsemüller y los abogados (i) Jaime Rodríguez y Carlos Pizarro– en fallo unánime, anuló la condena a 3 años y un día de presidio dictada por el Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de La Serena en contra de Alex Rivera Alfaro.

En el cuarto fallo (causa rol 8861-2015) Sala Segunda –integrada por los ministros Milton Juica, Hugo Dolmestch, Carlos Künsemüller y los abogados (i) Jaime Rodríguez y Carlos Pizarro– anuló la condena de 3 años y un día de presidio, dictada por el TOP de Chillán en contra de José Contreras Carrasco.

Resolución que se adoptó con el voto en contra del ministro Juica, quien consideró que por tratar de un caso por tráfico de marihuana, sustancia que se consume en estado natural y no requiere de procesos químicos de modificación, no es necesario el análisis de pureza que demandan los casos de tráfico de cocaína o pasta base de cocaína, como los anteriores.

(Fuente: poder judicial)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: