Pleno de la Corte Suprema elige al ministro Hugo Dolmestch como presidente del máximo tribunal

Hugo DolmestchEl ministro de la Sala Penal y profesor normalista Hugo Dolmestch Urra fue elegido presidente de la Corte Suprema para el bienio 2016-2018, en reemplazo del actual presidente Sergio Muñoz Gajardo.

Reunido el tribunal pleno de la Corte Suprema hoy –viernes 18 de diciembre de 2015– procedió a elegir en votación unánime, al ministro Dolmestch Urra como presidente del máximo tribunal del país, cargo que asumirá el próximo miércoles 6 de enero de 2016, día en que se realizará la ceremonia oficial de traspaso del cargo.

El ministro Hugo Dolmestch inició su carrera en el Poder Judicial el 29 de diciembre de 1978, día en que asumió como defensor público penal en el Juzgado de Letras de Parral, su tierra natal. En octubre de 1980, jura como secretario en el Juzgados de Letras de Río Bueno y, en febrero de 1981, asume como juez en el Juzgado de Letras de Bulnes, Provincia de Ñuble.

En agosto de 1982, Hugo Dolmestch fue designado relator de la Corte de Apelaciones de Chillán y, en marzo de 1985, asume igual cargo en la Corte de Apelaciones de Santiago; en tanto, en diciembre de 1988, es designado relator titular de la Corte Suprema.

El 31 de octubre de 1995, jura como ministro de la Corte de Apelaciones de Santiago y, el 13 de julio de 2006, como ministro de la Corte Suprema, integrándose a la Sala Penal del máximo tribunal.

En el ámbito académico, el ministro Hugo Dolmestch ha sido profesor titular de derecho procesal en la Academia Superior de Ciencias Policiales de Carabineros desde 1991, y profesor de derecho procesal penal en la Escuela Técnica de Investigaciones desde 2001.

El ministro Hugo Dolmestch realizó sus estudios secundarios en la Escuela Normal de Curicó y de leyes en la Facultad de Derecho de la Universidad de Concepción.

Desde su arribo a la Corte Suprema, el ministro Dolmescth Urra ha cumplido una importante labor en el Departamento de Bienestar, preocupándose de otorgar ayuda a los jueces y funcionarios judiciales y sus familias, tales como: becas de estudios, campañas y ayudas solidarias por los terremotos que afectaron la zona central el 27 de febrero de 2010 o las recientes inundaciones en la zona norte, producidas en marzo pasado.

(Fuente: Poder Judicial)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: