Corte Suprema condena a empresa sanitaria a pagar indemnización por inundación de vivienda con aguas servidas en Cerro Alegre

La Corte Suprema condenó a la empresa sanitaria Esval S.A. a pagar una indemnización total de $7.800.000 (siete millones de pesos) a matrimonio cuya vivienda y enseres resultaron dañados por el desborde de aguas servidas en agosto de 2013.

En fallo unánime (causa rol 40.322-2017), la Primera Sala del máximo tribunal –integrada por los ministros Héctor Carreño, Guillermo Silva, Rosa María Maggi, Juan Eduardo Fuentes Belmar y el abogado (i) Rafael Gómez Balmaceda– rechazó el recurso de casación presentado en contra de la sentencia que condenó a la empresa por deficiencias en la calidad del servicio brindado a la emergencia que afectó al domicilio ubicado en el Cerro Alegre de la ciudad de Valparaíso.

“Que el tribunal atento el sustrato fáctico descrito acogió la demanda en los términos ya referidos, argumentando -en lo relevante- que el demandado incumplió la obligación de controlar la calidad del servicio suministrado y por ende es responsable por omisión de la inundación que sufrió el inmueble sublite, teniendo presente que de acuerdo al D.F.L. N 382, de 1989, Ley General de Servicio Sanitarios, el prestador, en este caso Esval S.A., está obligado a controlar permanentemente la calidad del servicio suministrado, señalando en cuanto al servicio de alcantarillado de aguas servidas que dicho prestador es responsable de la fiscalización de su adecuado funcionamiento. En consecuencia la obstrucción y el colapso de la red de alcantarillado obstaculiza el curso del servicio sanitario en comento y, por ende, su prevención debe considerarse una obligación de la empresa a cargo”, sostiene el fallo.

Resolución que agrega: “Asimismo, los sentenciadores para desestimar la alegación de la ocurrencia de caso fortuito -que esgrime la demandada- sostuvieron que esta no rindió prueba a fin de acreditar los hechos que constituyen tal defensa, y menos aún que dichas circunstancias son imprevistas, irresistibles e inevitables, más cuando ha quedado establecido que la inundación tuvo su origen en una falla en sus instalaciones”.

(Fuente: pjud)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s