Comisión de Seguridad Ciudadana deberá estudiar mociones que condenan daños a lugares de culto y saqueos en general

Los congresistas de la Comisión de Seguridad Ciudadana estudiarán las normas que han surgido en el marco del clima de agitación de las últimas tres semanas.

Expresan que la  crisis social y política ha mostrado un lado negativo: el vandalismo que se ha tomado las calles cuando finalizan las protestas pacíficas en las distintas regiones del país. Incendios, saqueos, destrucción de señalética, daño a la propiedad pública y privada han sido algunas de las situaciones que se han hecho recurrentes desde finales de octubre.

Lugares de Culto

En ese entendido varios legisladores han presentado sus propuestas para establecer las debidas sanciones. Así los senadores elaboraron una moción que aumenta las penas a los delitos relacionados con daños a lugares destinados al ejercicio de un culto.

Los legisladores recuerdan que “el 55% de la población nacional se considera católica y un 16% se siente identificado con la religión evangélica, ambos credos son lo que tienen la mayor representatividad en el país”.

En cuanto a hechos concretos, la moción recuerda “el ataque que sufrió la Catedral de Valparaíso, el pasado 19 de octubre, la que fue vandalizada, rayada e incendiada por un grupo de encapuchados, o más recientemente, cuando la Parroquia de la Concepción en Santiago, que data de 1876, fue saqueada por desconocidos, los cuales utilizaron los cuadros, esculturas, bancas y confesionarios, como material de barricadas”.

También los congresistas recordaron otros daños a templos como los ocurridos durante la visita del papa Francisco tres iglesias resultaron quemadas y vandalizadas en diversos puntos del país y otro de los casos más icónicos, como lo fue el  ataque  que  sufrió  la iglesia de  La Gratitud  Nacional en  junio del  2016, donde un grupo ingresó al templo, saqueó uno de los velatorios y robó una imagen de Cristo en la Cruz, la cual paseó a lo largo de la alameda y posteriormente fue quemada.

En concreto se aumenta de reclusión menor en su grado mínimo a reclusión menor en su grado máximo a aquel que:

  1. Los que con tumulto o desorden hubieren impedido, retardado o interrumpido el ejercicio de un culto que se practicaba en lugar destinado a él o que sirve habitualmente para celebrarlo, o en las ceremonias públicas de ese mismo culto.
  2. Los que con acciones, palabras o amenazas ultrajaren los objetos de un culto, sea en los lugares destinados a él o que sirven habitualmente para su ejercicio, sea en las ceremonias públicas de ese mismo culto.
  3.  Los que con acciones, palabras o amenazas ultrajaren, al ministro de un culto en el ejercicio de su ministerio.

Saqueos

En la misma línea, presentaron una moción que establece el delito de saqueo, fortalece el resguardo del orden público y priva de beneficios estatales en los casos que indica.

En este caso se hacen una serie de modificaciones al Código Penal y el Código Procesal Penal tales como:

  • Se establece como agravante cometer delito durante un estado de excepción constitucional
  • Se asigna la categoría de delito a la antigua falta de quebrantamiento de toque de queda
  • Se tipifica el delito de saqueo
  • Se establece como medida precautoria especial, en el caso de quienes cometan delito durante manifestaciones, la suspensión de beneficios entregados por el Estado de los que sean titulares durante la etapa de investigación y una vez condenado, se establece la pena accesoria de la eliminación de tales beneficios, los cuales tienen como finalidad la reparación de la víctima del delito.

Consulte Boletines: Nº 13057-07Nº 13058-07.

Fuente: Senado.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: