Corte de Apelaciones de Santiago confirma fallo que condenó a autor de doble homicidio en Maipú

En fallo unánime, la Quinta Sala del tribunal de alzada descartó infracción de ley en el fallo impugnado, dictado por el Quinto Tribunal de Juicio Oral en lo Penal de Santiago.

La Corte de Apelaciones de Santiago rechazó el recurso de nulidad presentado en contra de la sentencia que condenó al recurrente a la pena única de 20 años de presidio efectivo, en calidad de autor de dos delitos consumados de homicidio simple. Ilícitos cometidos en marzo de 2018, en la comuna de Maipú.

El fallo sostiene lo siguiente:  “Yerra entonces el recurrente en sus afirmaciones, al pretender que el tribunal a quo omitió cumplir con los requisitos previstos en el artículo 342, letra c), por cuanto resulta claro que la sentencia del grado sí contiene la exposición clara, lógica y completa de todos y cada uno de los hechos y circunstancias que se dieron por acreditados, tanto favorables como desfavorables al condenado, como asimismo de la valoración de los medios de prueba que fundamentan dichas conclusiones de acuerdo a lo dispuesto en el artículo 297 del Código Procesal Penal”.

La resolución agrega que: “Yerra asimismo cuando pretende infringido el inciso primero del artículo 297, y con ello el principio de la no contradicción, por cuanto la sentencia no solo no incurre en contradicción alguna, sino que razona conforme a la lógica y máximas de experiencia que conducen al tribunal de una forma clara y contundente a las conclusiones a las que arriba, y que esta Corte comparte”.

“Lo anterior queda evidenciado de las precedentes transcripciones de la sentencia del grado”, añade. Para el tribunal de alzada: “No se vislumbra entonces de qué forma el tribunal a quo pudo haber infringido la letra c) del artículo 342, ni el primer inciso del artículo 297, ambos del Código de Procesal Penal, como pretende el recurrente”.

“Es más –prosigue–, el recurrente, al desarrollar la causal de nulidad invocada, aquella del artículo 374 letra e) del Código Procesal Penal, no ataca la vulneración de los principios que enumera en su recurso, sino que lo que hace en realidad es intentar impugnar el valor probatorio que le otorgó a la prueba rendida la sentencia impugnada, y que se han citado precedentemente”.

Se infiere entonces que el recurrente ha deducido, en forma encubierta, un recurso de apelación y no un arbitrio de nulidad, y que lo pretendido es que se realice una nueva valoración de la prueba que resulte más acorde a la posición jurídica que sustentó en la instancia, lo que se aleja de la naturaleza del recurso en estudio, evidenciando que en último término se trata de una disconformidad del recurrente con lo decidido”, afirma la resolución.

Atendido lo señalado, se concluye que queda claro que el tribunal no infringió los principios reseñados por el recurrente como pretende.

Fuente: PJUD.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s