Corte de Apelaciones de Santiago rechaza demanda contra hospital por falta de servicio

La Corte de Apelaciones de Santiago confirmó la sentencia que rechazó la demanda presentada en contra del Hospital de Urgencia de Asistencia Pública, Doctor Alejandro del Río por supuesto actuar negligente.

En fallo unánime  la Novena Sala del tribunal de alzada confirmó en todas sus partes el fallo de primera instancia, dictado por el 29° Juzgado Civil de Santiago, que descartó falta de servicio del centro asistencia.

Atendido el mérito de los antecedente, se confirma la sentencia apelada de diez de diciembre de dos mil dieciocho, dictada por el Vigésimo Noveno Juzgado Civil de Santiago”, consigna el fallo.

Que, como se ha venido razonado en los considerandos precedentes, la muerte de la Señora  no está relacionado a una responsabilidad imputable al actuar del Hospital de Urgencia de Asistencia Pública, sino que habría sido, por no constar prueba en contrario, la lógica consecuencia de su delicado estado de salud y de los resultados que ello importa un nuevo padecimiento de gravedad como es una hemorragia digestiva alta y una anemia severa, que fueron las causas inmediatas de su defunción, y una úlcera gastroduodenal, como causa originaria, como se evidencia del Certificado Médico de Defunción y Estadística de Mortalidad Fetal, acompañado por la demandante, que se valora como instrumento público”, consigna el fallo de primera instancia.

La resolución ratificada agrega que: “Además, cabe tener presente que conforme a la prueba rendida no se probó que el actuar del centro hospitalario demandado se alejara o fuera contrario a la lex artis, o importara una falta de servicio en las tres oportunidades en que la paciente fue tratada por dicha institución”.

Que, bastando lo señalado en las motivaciones anteriores para rechazar la acción sometida a conocimiento de este Tribunal, resulta igualmente pertinente y clarificador mencionar que, para el caso hipotético caso en que la actora hubiera conseguido acreditar plenamente el elemento esencial de la acción incoada, cual es la falta de servicio alegada, de la prueba rendida en el proceso y sobre el cual esta magistratura debe emitir su fallo en los términos del artículo 160 del Código de Procedimiento Civil, resulta imposible determinar la existencia, naturaleza y cuantía de los perjuicios reclamados, requisitos igualmente imprescindibles para acoger la demanda, razón suficiente para rechazar las imputaciones contenidas en la demanda bajo tal reproche”, añade.

(Fuente: pjud)

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: