Corte Suprema rechaza recurso de casación y confirma fallo que rechazó demanda de reivindicación de inmueble 

Se descartó error de derecho en la sentencia impugnada, dictada por la Corte de Apelaciones de Punta Arenas, que confirmó la de primer grado que rechazó la acción.

La Corte Suprema rechazó el recurso de casación en el fondo interpuesto en contra de la sentencia que rechazó demanda de reivindicación de inmueble ubicado la comuna de Punta Arenas.

El fallo señala que la sentencia cuestionada reprodujo y confirmó la de primer grado, que rechazó en todas sus partes y con costas, la demanda reivindicatoria y la subsidiaria del artículo 915 del Código Civil, razonando en su motivación décimo cuarta que ‘… los demandados en estos autos detentan el inmueble sub lite y hacen uso y goce del mismo en ejercicio del derecho real de usufructo que les cedió su padre, lo que permite inferir que no detentan el bien raíz como poseedores pues falta la concurrencia del elemento intelectual ánimo de señor o dueño’, concluyendo, más adelante, que son meros tenedores.

Asimismo, la resolución indica que de conformidad con lo reseñado precedentemente, se observa que los sentenciadores han aplicado correctamente la normativa atinente al caso de que se trata. En efecto, conforme al artículo 889 del Código Sustantivo, la acción reivindicatoria, que es la deducida en autos, ‘… es la que tiene el dueño de una cosa singular, de que no está en posesión, para que el poseedor de ella sea condenado a restituírsela.

Para el máximo tribunal, en la especie: “Por consiguiente, razonan acertadamente los juzgadores al determinar que no concurren, en la especie, los requisitos de la acción de dominio intentada y rechazar la demanda reivindicatoria, puesto que se estableció en autos que los demandados no revestían la calidad necesaria para la procedencia de la acción, así como tampoco respecto de la acción subsidiaria, que también requiere del elemento posesión, en el ánimo de los demandados”.

Por otra parte en cuanto a las alegaciones referidas a la validez del contrato de usufructo, celebrado por un tercero en favor de los demandados, cabe señalar que dichos cuestionamientos exceden, con mucho, la materia de este juicio y deben ser formulados en un procedimiento de lato conocimiento.

Se concluye que en mérito de lo expuesto el recurso de casación no puede prosperar, por adolecer de manifiesta falta de fundamento.

Consulte texto completo de la sentencia.

(Fuente: Poder Judicial).

A %d blogueros les gusta esto: