Corte Suprema acogió recurso de casación y rechazó demanda de reivindicación de cuota hereditaria de predios en posesión de banco

Demandantes no acreditaron dominio sobre cuota de inmuebles en disputa

Recientemente, la Corte Suprema acogió el recurso de casación en el fondo y, en sentencia de reemplazo, rechazó la demanda de reivindicación de cuota hereditaria de predios, presentada en contra un banco poseedor actual de los terrenos. Al confirmar la de primer grado que acogió la acción, al no estar probado que el demandante sea dueño de una cuota equivalente al 16% del dominio en los inmuebles en disputa.
Los sentenciadores consideraron que: “Que, conforme ya se expuso, el actor invocó, como supuesto fáctico de su acción, ser dueño del 16% de la cuota de dominio sobre los predios referidos en su demanda, por lo que, además de precisar un porcentaje de sus derechos, se encontraba en la necesidad de acreditarlo, máxime si en el primer punto de la interlocutoria de prueba se fijó como hecho a probar la ‘efectividad que el demandante es dueño de un porcentaje equivalente al 16% de los derechos de dominio de los inmuebles indicados en su demanda quedada al fallecimiento de don Augusto Abarzúa Jalabert. Hechos y circunstancias’”, plantea el fallo.

La resolución agrega: “Que, como es sabido, la acción de dominio es la que tiene el dueño de una cosa singular, de que no está en posesión, para que el poseedor de ella sea condenado a restituírsela (art. 889 del Código Civil), facultándose por la ley la reivindicación de una cuota determinada proindiviso, de una cosa singular (art. 892 del Código Civil); y requiriéndose, en todo caso, que el actor acredite tanto el dominio de la cuota que alega pertenecerle como la debida determinación de la misma y el bien específico o singular sobre la cual aquella recae. No basta, en consecuencia, para los efectos de ejercitar una acción reivindicatoria como la deducida en la especie, con la mera afirmación del demandante en orden a poseer un cierto porcentaje en la herencia del causante, máxime si no se ha acreditado cuál es la precisa masa o cuerpo de bienes comprendidos en la sucesión de que se trata y a la cual se extiende la cuota de dominio invocada como fundamento de su pretensión”.

“Que a partir de la prueba allegada al proceso, no es posible establecer el 16% de la cuota de dominio que pretende el actor sobre los predios referidos en su libelo, desde el momento que la heredera doña Judit Reyes Villar, conforme a la prueba acompañada por el demandado, falleció dejando una sucesión hereditaria formada por sus tres hijos y un patrimonio relevante, de tal modo que era del todo necesario determinar el origen de los bienes raíces objeto de la acción reivindicatoria, mediante la historia registral de los mismos, clarificando, entre otras cosas, cuándo se adquirieron y a qué título (oneroso o gratuito), concluyendo de esta manera si estos efectivamente ingresaron al haber social o al patrimonio del causante, nada de lo cual se acreditó en autos”, concluye.

Consulte texto íntegro de la sentencia

(Fuente: Poder Judicial)

A %d blogueros les gusta esto: