Agenda de Seguridad Legislativo NOTICIAS Penal y Corrección

Despachan tercer trámite proyecto que tipifica el contrabando de dinero como delito

Modifica diversos cuerpos legales para aumentar las sanciones y penas en contra de quienes cometan el delito de contrabando y otras acciones relacionadas.

La cámara despachó a tercer trámite al Senado, el proyecto de ley que modifica diversos cuerpos legales. El texto tiene por objeto incluir en el delito de contrabando el ingreso o extracción de dinero del territorio nacional.

La moción tipifica el delito de contrabando de dinero. Asimismo, propone una nueva hipótesis de contrabando, contemplando la importación o exportación de mercancía de procedencia ilícita (vinculada a la comisión de delitos).

La iniciativa también aumenta las penas del delito de contrabando y el tiempo de prescripción (de acuerdo a las reglas generales). Además, permite al Ministerio Público iniciar una investigación, en algunos casos por este delito.

El texto limita también la facultad de Aduanas para renunciar a la acción penal. También, incluye como delito base del lavado de activo todo los delitos de contrabando y el delito de declaración maliciosa en la exportación.

Contrabando de dinero La norma en trámite establece que será siempre mercancía de importación o exportación prohibida, la de procedencia ilícita. Ya sea porque ha sido obtenida o generada a través de la perpetración de un delito, o porque fue utilizada como instrumento en su perpetración.

Lo anterior, siempre que los hechos sean constitutivos de delito en Chile. Esto, independiente de haber sido cometido el delito en territorio nacional o en el extranjero.

Incurre también en el delito de contrabando el que introduzca en el territorio nacional o extraiga del dinero de cualquier denominación, al Servicio de Aduanas. Esto, por un monto que exceda los 10 mil dólares de Estados Unidos de América o su equivalente en otras monedas.

A la conducta señalada se aplicará la pena en su grado máximo (desde 15 años y un día a 20 años).

Al momento de la detección del delito, el Servicio Nacional de Aduanas deberá retener la totalidad del dinero en efectivo a los instrumentos negociables al portador, debiendo ejercer la acción penal de inmediato. El dinero incautado se pondrá a disposición del Ministerio Público. Ello, mediante su entrega material a las policías, quien lo conservará bajo su custodia.

Según explicaron los autores del proyecto, sus fundamentos están dados por la insuficiencia de la actual legislación para hacer frente a una situación que antes era excepcional para el país. Esto es el desarrollo del crimen organizado y, en concreto, el financiamiento de dichas organizaciones a través del transporte ilegal de dinero.

Consulte boletín 15.252.

(Fuente: Cámara).

%d